La insoportable “viga” en el ojo propio.

Llegan los primeros reportes del paso de “Irma” por el oriente cubano.

Amigos de las redes comparten las fotos y ciertamente se aprecia la violencia de la naturaleza, que arrecia contra nuestro país. Se cuenta que lo que más ha golpeado han sido las inundaciones costeras y los vientos fuertes, sobretodo en Baracoa (otra vez Baracoa).

También se reciben noticias de los cooperantes y colaboradores cubanos en la región del Caribe que hoy trabajan por restablecer la atención médica en los lugares más necesitados allí donde la desgracia de haber nacido pobres, en ex colonias europeas, pasa factura todos los días. Y los cubanos de pie, brindando la mano solidaria cubana en donde hace más falta. De hecho yo no me sorprendería si después del paso del huracán un nuevo grupo de la “Henry Reeve” sea enviado a prestar ayuda a los pueblos necesitados del Caribe.

Ahora bien. Acabo de ver en la cuenta oficial del presidente de los EEUU una alocución de él mismo hablando al pueblo norteamericano, donde expone que (irma) “Es una tormenta de absoluto potencial destructivo histórico” (WTF!!!!!!????) y que “cuando sea oportuno, lo vamos a restaurar, recuperar y recontruir juntos como americanos” (subrayo: “como americanos”). Plantea que desde Texas hasta Luisiana, desde Florida hasta Puerto Rico y las Islas Vírgenes Estadounidenses, vamos a soportar y volveremos más fuertes que nunca. En la alocución además señaló dos veces, como para convencerse el mismo, la unidad del pueblo nortamericano.

Me pregunto de qué está hablando, cuando a los puertorriqueños todavía no les han enviado la ayuda necesaria y las empresas allí ya se están cuestionando la rentabilidad de prestar ayuda y además están en bancarrota y dudo que las autoridades puertorriqueñas tengan un sistema de defensa civil o de enfrentamiento a los desastres naturales que se precie de ser medianamente eficiente, si tenemos en cuenta que precisamente hacen falta recursos para responder ante tales desastres, recursos de los que precisamente hoy el pueblo puertorriqueño no dispone.

¿Saben como responde el gobierno de Trump ante el evento realmente? Pues: enviando dos navíos de guerra con 700 marines dicen que para ayudar a la FEMA en las misiones de recuperación.

Lo anterior me recuerda lo que pasó hace unos años con el terremoto en Haití: ¿ayudar?… ¡ni cohete!.

No basta tampoco con que “celebrities” como Ricky Martin envíen sus “recuerdos” al pueblo puertorriqueño. Eso no les va a devolver la corriente eléctrica (que se perdió en casi el 70% de la isla y se estima que demore meses en restablecerse por completo), ni el agua potable ni la comida.

Después de Irma siga su curso hacia el norte y en Cuba se comience la fase recuperativa, también comenzarán los sicarios de la información dentro y fuera de la Isla a descalificar los esfuerzos del estado cubano por resolver los problemas que acarrea este desastre natural. Eso téngalo por seguro.

Los grandes medios se olvidarán una vez más de lo que pasa en Puerto Rico y centrarán su atención en los desastres de otros lares (causados por ellos mismos) para pretender una libertad de expresión fingida y olvidar así la viga en el ojo propio para buscar la paja en el ajeno.

No obstante acá estamos pá’ lo que venga sea Irma o sea Trump.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s